Aerolíneas, Aviación Comercial, Destacamos

IAG no teme al Brexit, asegura que cumple la normativa europea

En su reciente Junta de Accionistas, IAG afirma que las autoridades nacionales de los países donde sus aerolíneas tienen sus sedes respaldan su cumplimiento de la normativa europea de propiedad y control y han enviado sus evaluaciones positivas a la Comisión Europea.

IAG fijó en abril en el 47,5% el máximo permitido de accionistas no comunitarios en su capital, limitación que espera levantar en cuanto el porcentaje de no participación europea se sitúe “en los niveles adecuados”, ha explicado el presidente del grupo aéreo, Antonio Vázquez.

En esa misma Junta, IAG mantuvo la mayoría de sus objetivos financieros “sin cambios” pese a que incrementará sus inversiones hasta 2023. Para 2019, el grupo aéreo espera un beneficio operativo antes de partidas excepcionales similar al de 2018, que fue 3.230 millones de euros.

Respecto a la compra de 200 unidades del 737 MAX, sujeta todavía a acuerdo formal con Boeing, el ejecutivo defendió que se ha tomado “por ser los más adecuados y los más convenientes” en estos momentos. El pedido está valorado en 24.000 millones de dólares a precio de catálogo, aunque IAG aclara que ha negociado “un descuento sustancial”.

Los nuevos MAX-8 y -10 se entregarán entre 2023 y 2027 y serán operados por algunas de las aerolíneas del grupo en su flota de corto radio, incluyendo a Vueling y LEVEL, además de British Airways.

IAG también ha realizado un pedido de 14 aviones a Airbus del nuevo A321XLR, ocho para Iberia y seis para Aer Lingus.

Quizá también te interese...